la güeb de juan carlos vidaller
güeblog
educación
profesional
fotos
cine
links
varios
alataza

powered by Google

esquí de fondo… ¡uf!

No sé si me volverán a engañar para que haga esquí de fondo… ¡Uf! Todavía me duelen las piernas cuando me pongo a pensar en ello, pese a que ya ha pasado casi una semana desde mi primera (y espero que última…) incursión en este deporte.

La semana pasada queríamos ir a esquiar, pero en Cerler no estaban todas las pistas abiertas por falta de nieve y nos supo mal pagar lo que se paga para bajar dos verdes y cuatro azules, así que, engañados por Isa y Ferrán, nos animamos a probar el esquí de fondo en los Llanos del Hospital (Benasque). Mucha gente que lo ha practicado me había contado las maravillas de este deporte: que si es muy sano, que si las increíbles vistas, el contacto con la naturaleza, … Y yo, como un tonto me lo creí, pero nada más lejos de la realidad.

El principio fue muy bueno, lo que provocó que me fuera ilusionando cada vez más con este deporte. El pase y el alquiler a mitad de precio, o más, que el esquí alpino. Además, las botas muchísimo más cómodas, ni punto de comparación con esas botas duras y con el empeine inclinado del esquí alpino. Total, que una maravilla.

Los problemas vinieron en la pista. Primero entiende cómo cojones narices se ponen los esquís ultrafinos esos, después ponte a caminar, remar o como lo quieras llamar. Que por llano muy bien, pero cuando se empieza a empinar las cosas cambian. Hicimos sin problemas una pequeña pista verde que hay detrás del hotel y nos fuimos, inconscientes de nosotros y envalentonados, a una azul. Ahí empezó el calvario… Principalmente por la falta de forma física y por la equipación. Allí todo el mundo iba con unas mallas y un forro polar, mientras que nosotros íbamos con el equipo completo: pantalón de esquiar, camiseta (o camisetas) de cuello vuelto y manga larga, forro polar, braga en el cuello, abrigo y gorro. Lo que provocó que me pusiera a sudar como un cerdo (no estoy exagerando) en la primera rampa. Cuando me empecé a quitar ropa las cosas mejoraron, pero vamos, no pasamos de tres horas por allí correteando.

Para mí, lo mejor, las bajadas… Te sales de los carriles por los que tienes que ir y bajas haciendo cuña. ¡Qué descanso! ^_^

¡Ah! Y lo del contacto con la naturaleza y vistas maravillosas: una leche… No estoy diciendo que los Llanos del Hospital no estén bien, que tienen unos paisajes de fábula, pero, la verdad, no pude saborearlos. A duras penas podía alzar la vista de la punta de mis esquís, como para ponerme a ver paisajitos… Me hubiera dado igual que a mi alrededor hubiera hormigón, que ni me habría dado cuenta. La próxima vez intentaré hacerlo con raquetas a ver si puedo disfrutar más de los paisajes.

3 comentarios sobre “esquí de fondo… ¡uf!”

  1. Ferran dijo:

    No podría estar más de acuerdo contigo :D

  2. Canjuarlos dijo:

    Tú también luchaste en esta guerra ;P

  3. Elisabeth dijo:

    yo voy a ir en febrero,será la primera vez…espero que no me duelan mucho las piernas:S:S

Deje un comentario

güeblog educación profesional fotos cine links varios
e-mail de juan carlos vidaller
Here are some common misspellings of my name (included to help search users): Juan Carlos Vidaller, Jaun Carlos Vidaller, Juan Carlos Vidaler, Juan Carlos Villader, Juan Calros Vidaller, Juan Calos Vidaller, Juan Carlos Vidalle, Juancarlos Vidaller, Juancar Vidaller, Canjuarlos Vidaller